COMPARTIR

28 de octubre de 2009

Un poco de delirio


Ha pasado un año y aún no se nada de nada. Muchos días he andado en la espera de alguna señal, una respuesta, una onda magnética, pero nada, ni rastro. Y es que, creo que la vida me está gritando que aun debo esperar, no estoy preparada y aun no he sufrido lo suficiente como para ser feliz.

Esperar, esperar...

Esa palabra que tanto odio, soy impaciente, pero tolerante. Acá estamos condicionados por todo, por el tiempo, por el dinero, por tus padres, por la sociedad; allá, a ese sitio que anhelo llegar, nada me condiciona. Pero saben?, puedo sentirme derrotada, frustrada (si, por ké alguien debería avergonzarse por sentir un poco de frustracion?), aniquilida, puedo sentir todo! pero al final siempre me queda un poco de esperanza. Pandora tenía razón, nunca se equivocó. Para mi, no es el amor lo que mueve al mundo, el amor a aveces lo destruye con su locura, mas es la esperanza la que impulsa el movimiento humano, y sobre todo, la que me impulsa a querer despertarme cada mañana para atrapar esa oportunidad.

Tengo sueño, creo es hora de dormir, los dejo.

1 comentario:

  1. gracias x siempre postear .. haber si te pasas el link de "gato verde" mi kerida amiga un fuerte abrazo y un saludo .. nos vemos

    DIEGO Y

    http://diversidadfotografica.blogspot.com

    ResponderEliminar